martes, 4 de agosto de 2015

Tarta de queso (de la suegra)



Buenos días,

hoy os traigo una receta de esas que encantan en cualquier época del año.
Ésta tarta la hice la última vez que fui a Galicia, mi suegra siempre nos hacía tarta de queso pero lleva gelatina, cosa que tontos por nuestra parte no sabíamos que procedía de los huesos y tendones de vacas y cerdos...y como somos vegetarianos en cuanto lo supimos dejamos de consumirla a no ser qu especifiquen que viene del alga agar-agar. Bueno buscamos una alternativa para seguir haciendo la deliciosa tarta de mi suegra y esto es lo que salió :)


Ingredientes (10 o 12 personas según la porción, salió una tarta bastante grande):
  • 250 gramos de galletas maría.
  • 125 gramos aproximados de mantequilla sin sal derretida.
  • 1 litro de leche semidesnatada o entera.
  • 2 paquetes de queso tipo philadelphia.
  • 2 sobres de hacer cuajada.
  • Azúcar moreno al gusto.
Para la mermelada:

  • Azúcar.
  • Melocotones.
  • Albaricoques.


Preparación:
  1. Preparamos la mermelada, añadimos en una cacerola la misma parte de azúcar que de melocotones y albaricoques pelados troceados y sin hueso. Mi suegra utilizó unos 700 gramos de azúcar por 1 kilo de fruta.
  2. Se deja macerar esa fruta con el azúcar durante unas horas.
  3. Ponemos la cacerola al fuego,normalmente unos 45 minutos bastan pero  uándo con una espátula veáis que tiene la consistencia adecuada podremos apagar ya el fuego. Supongo que con el tiempo sabremos cogerle el punto como mi suegra o mi madre rápidamente jeje a mí a veces se me queda algo líquida. El truco de mi suegra para que quede cremosa y sin grumos es pasarle la batidora antes de echarla en tarritos.
  4. Para envasar la mermelada y que nos dure mucho tiempo debemos añadirla a los botes perfectamente limpios cuando aún está caliente. Colocamos los botes sin tocarse entre sí en una olla, cubrimos con agua y calentamos durante diez minutos. Sacamos del agua y a la despensa :)
  5. Vamos a por la base de la tarta; trituramos las galletas (nosotras utilizamos un molinillo de café) le añadimos la mantequilla y cubrimos la base de un molde previamente engrasado con una pizca de mantequilla y harina. Haremos presión para que quede una base uniforme y planita. Reservamos en la nevera.
  6. En un bol añadimos el queso y el azúcar al gusto, batimos con la batidora de mano y vamos a hacer nuestra cuajada.
  7. En medio litro de leche disolvemos los dos sobres de preparado de cuajada y el otro medio litro lo llevamos a ebullición.
  8. Cuando la leche empiece a hervir añadiremos la mezcla de cuajada, removeremos y dejaremos otra vez que hierva.
  9. Una vez que hierva, retiramos del fuego y lo añadimos a la mezcla de queso, batimos otra vez con la batidora de mano y añadimos directamente a el molde que teníamos en la nevera. Volvemos a dejar en la nevera mínimo 2 horas.
  10. Cuando cuaje la sacaremos y con una espátula añadiremos suavemente la mermelada casera por la superficie.
  11. Ya solo queda desmoldarla, hacerle una foto para que todo el mundo vea lo bonita que nos ha quedado y a comer :)


La tarta de queso siempre es un acierto no me lo podréis negar y aquí tenemos una opción sin gelatina apta para vegtarianos, mi siguiente objetivo es hacer una para veganos, a ver si lo consigo :)



Gracias a mi suegra por servirnos de inspiración...pronto más y mejor... ¡¡mil besitos!!



1 comentario:

Mi blog se alimenta de tus comentarios, gracias por darle de comer y mantenerlo vivo ;)